miércoles, 29 de mayo de 2013

En expansión

Probablemente la especie de ave que más ha crecido en Gozón en los últimos años es la curruca cabecinegra Sylvia melanocephala. Comenzó a colonizar el municipio hace unos pocos años, ocupando un hábitat muy concreto, los matorrales densos de aladiernos o zarzas más pegados al litoral. Hoy día ya está extendida por toda la extensión del concejo y ya está ocupando nuevas zonas, como los matorrales de tojo, o rebolla, como se llama en Gozón.


Esta primavera he localizado dos parejas de curruca cabecinegra en una zona cerca del pueblo de Zeluán, y hace unos días estuve siguiéndolas durante un buen rato. Hay que ver lo nervioso que es este pajarín, que no para de moverse de un lado a otro. Pero dentro de lo que cabe el tojo es un poco más abierto que otros hábitats en los que vive, y me permitió sacar unas cuantas fotos.


Incluso, cosa aún más extraña, asomó una hembra durante unos segundos; estoy contento porque esta es la primera fotografía que he podido sacar de una hembra de esta curruca.


Las cabecinegras deben estar muy ocupadas, como el resto de pájaros de Gozón, en sacar adelante a su prole. Por eso se movía arriba y abajo por la rebolla cogiendo pequeños invertebrados de las ramas.

video


Una cosa que puede resultar preocupante de esta expansión es que la cabecinegra acabe desplazando definitivamente a otras especies de currucas más escasas, como la rabilarga o la zarcera, de la que aún deben quedar unas pocas parejas, y que ocupan precisamente estos hábitats que este ave recién llegada va colonizando.


2 comentarios:

  1. Lo que son las cosas, hoy compartimos tema de entrada.

    ResponderEliminar
  2. Efectivamente, y es que estamos asistiendo a un boom de esta especie, se ha adaptado muy bien a las tierras astures.

    ResponderEliminar