viernes, 27 de septiembre de 2013

Mosquiteros y collalbas

En la segunda mitad de esta semana se está registrando una buena caída de paseriformes en la rasa costera de Gozón. Hoy me acerqué al atardecer al Cabo Peñas, y la observación más interesante que pude hacer fue un ejemplar de torcecuello, al que no pude fotografiar. Pero los grandes protagonistas en cuanto a números eran sin duda los mosquiteros musicales Phylloscopus trochilus, con pequeños grupos repartidos por todo el tojal.


Respecto al común, el mosquitero musical tiende a tener partes superiores de color más verdoso, y partes inferiores de color más amarillento, el pico y las patas son de color más claro, y sus alas son levemente más largas. Las patas del mosquitero musical son de color marrón claro, similares a las del mosquitero ibérico, que para mí es la especie con la que más se puede confundir.


Es un pajarín muy nervioso, que está continuamente de un lado a otro del matorral buscando pequeños invertebrados entre el ramaje. El mosquitero musical es un migrante transahariano, sin duda ninguna el ave más numerosa de todas las que componen el flujo migratorio postnupcial, su número total puede rondar los 1.000 millones de aves. Su temporada migratoria va de mediados de agosto a primeros de octubre, en estas fechas tardías según el estudio del grupo Torquilla parecen ser las aves norteñas, un poco mayores, las que componen el grueso de la migración.


Y mucho más visibles que los mosquiteros son las collalbas grises Oenanthe oenanthe, de las que se siguen detectando pequeños grupitos en migración, hoy en Peñas vi uno de 4 y ayer en Moniello uno de 5 jóvenes a los que pude sacar alguna fotografía subidos a las mesas del área recreativa.








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada