viernes, 23 de diciembre de 2016

Por la orilla de la charca

En otoño e invierno el concejo de Gozón se llena de un buen número de ejemplares de lavandera blanca Motacilla alba, la simpática mariagarcía, uno de los pájaros más conocidos y populares de nuestra avifauna. Ello se debe a que a la población local, sedentaria, se une un buen número de migrantes procedentes de otros países europeos.


Las lavanderas se dispersan por todo el concejo, ocupando prados, parques, arroyos y todos los hábitats favorables para la búsqueda de comida, siempre a la búsqueda de invertebrados. Es una especie básicamente insectívora. Hoy me encontré con una lavandera recorriendo las orillas de la charca grande de Xagó.



La lavandera picoteaba incansable los pequeños insectos de la superficie del agua y de las zonas dunares adyacentes, e incluso se atrevía a perseguir a las escasas libélulas que aún perduran en esta época, sin ningún éxito por supuesto.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada