viernes, 1 de enero de 2016

Cormoranes moñudos con moño

Los cormoranes moñudos Phalacrocorax aristotelis adquieren su plumaje nupcial muy temprano, muchos ya en el mes de diciembre. Este plumaje se caracteriza porque se acentúan las irisaciones verdes y los tonos negros del plumaje, resaltando de forma muy destacada los ojos de color verde esmeralda y la comisura amarilla de la boca. Pero sin duda el rasgo más destacado es el desarrollo de un penacho de plumas en la cabeza que asemeja un moño y por el cual este cormorán recibe su nombre popular. Lo presentan ambos sexos, aunque en las hembras suele ser un poco más pequeño. Hoy junto con los compañeros Laure y Yoli localizamos dos cormoranes moñudos en el litoral de Bañugues en los que el moño aparecía ya bien visible.


Los cormoranes moñudos crían en las costas atlánticas europeas y en el Mediterráneo, siendo una de las tres especies de aves marinas que se reproducen en el litoral asturiano. Las aves que vimos hoy probablemente pertenecen a la colonia de Cabo Peñas, una de las tres que encontramos en la costa central, junto con las de la isla la Deva y la Campa Torres. Lo que ya no podría asegurar es que sean pareja. Muy pronto ocuparán sus nidos y pondrán los huevos, las primeras puestas pueden encontrarse algunos años en enero.


La población de cormorán moñudo en Asturias llegó a sus mínimos en los años 80 del siglo XX, bajando de las 100 parejas totales. Poco a poco se fue recuperando hasta alcanzar los máximos hace unos 10 años, cerca de las 250 parejas. Sin embargo desde entonces se aprecia un claro declive, habiendo disminuido los efectivos. Este hecho se debe a que durante los últimos años ha aumentado el uso de trasmallos como alternativa a otras artes de pesca, trasmallos que son largados en zonas muy próximas a las colonias y que provocan una aumento de la mortalidad accidental debida a enmalles.





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada